miércoles, 8 de mayo de 2013

De revoluciones

Esta primavera gira furiosa colocando y descolocando acá y allá las fichas de mi tablero de juego.  Sólo puedo darle la mano a mis días y unirme a su revolución. Expectante pero activa. Con miedo a dar un nuevo salto al vacío pero consciente de que sin movimiento, no hay vida. Para no traicionarme, no puedo hacer otra cosa que ser yo.

Sé que en el fondo todo está bien. Y que el futuro, es hoy.


No hay comentarios:

Publicar un comentario