lunes, 27 de julio de 2015

Plenilunio


Llega la última luna llena de mi año.
Sólo deseo subirme muy alto y mirar las estrellas. Cielo, suelo y yo.
Que la luz de la luna haga que a mis ojos este juego les parezca más sencillo. Conectar con lo que hay, con esa energía rara y potente que puede todo, la que deja la piel como después de las caricias, abierta a lo bello que en tantas ocasiones es vivir.






No hay comentarios:

Publicar un comentario